Tragamonedas Progresivas

Tragamonedas Progresivas

Las tragamonedas de video en línea vienen en todas las formas y tamaños, pero sin duda, los títulos que disfrutan de la mayor popularidad entre los fanáticos son aquellos que les brindan la oportunidad de obtener un premio que cambia la vida con un solo giro de los carretes. Los operadores de casinos en línea conocidos en la industria han agregado máquinas tragamonedas con botes progresivos a sus colecciones de juegos. Dependiendo del tipo de bote progresivo adjunto a una ranura determinada, el premio puede alcanzar cientos de miles o incluso millones de libras. Debido a esto, una gran cantidad de jugadores optan por colocar sus apuestas en máquinas tragamonedas progresivas que pueden cambiar sus vidas con una apuesta que a menudo cuesta solo unas pocas libras.
Cómo funcionan las tragamonedas progresivas
El principio sobre el que funcionan las tragamonedas progresivas es bastante sencillo. Los botes progresivos son en realidad grupos de dinero que aumentan gradualmente. Cada jugador contribuye al grupo general ya que un pequeño porcentaje de su apuesta alimenta el premio gordo. Este último sigue creciendo hasta que un jugador afortunado activa el pago masivo con una secuencia definida y rara, como cinco barras seguidas en los carretes, por ejemplo. Una vez que alguien recoge el premio que cambia la vida, todo comienza de nuevo, pero tenga paciencia Tenga en cuenta que los botes progresivos no se acumulan desde cero. Los botes progresivos, cuando se reinician, comienzan a crecer a partir de un valor predeterminado, conocido como semilla. Los valores de semilla pueden variar mucho de una ranura progresiva a otra. Por ejemplo, el mayor premio en la popular tragamonedas Mega Moolah, también progresivo, comienza a acumularse a partir de un valor inicial de un millón de créditos, cuando se reinicia. Esto explica cómo el bote a veces excede decenas de millones de créditos. La contribución de los jugadores al bote a menudo se toma de una manera diferente, dependiendo del tipo de juego en el que apuestan. Para juegos como la ruleta y el blackjack, los jugadores deben hacer una apuesta pequeña pero obligatoria para poder optar al premio mayor.
Este no es el caso cuando se trata de máquinas tragamonedas donde dicha tarifa o contribución generalmente se integra en el porcentaje de pago del juego. Como su contribución ya está integrada en el juego, no hay necesidad de que los jugadores realicen una apuesta adicional adicional para calificar para el premio masivo. Sin embargo, esto apenas se nota en giros individuales cuando juegas durante períodos más cortos de tiempo. Puede notar cómo afecta su presupuesto general solo a largo plazo.
Una característica que comparten comúnmente todas las tragamonedas progresivas es el llamado medidor de jackpot. Muestra el tamaño actual del grupo y, por lo general, se encuentra por encima del juego de tragamonedas respectivo. Esto permite a los jugadores realizar un seguimiento del tamaño del premio gordo y participar con una apuesta en el momento correcto cuando el premio ha aumentado a millones de créditos.

admin